ARTHUR GOODALL-WACELL

Un olvidado héroe del asedio de Tarragona de 1811

artur 1

¿Qué tienen en común la fundación del estado de Texas, un famoso general británico de la segunda guerra mundial y el asedio napoleónico de Tarragona de 1811?

Si seguimos el hilo histórico encontramos a un individuo fascinante y sumamente único, Arthur Goodall-Wavell (Edimburgo 1785). Personaje histórico olvidado en la niebla de los tiempos y oficial del ejército británico, su afán de aventura le hizo recorrer medio mundo alistándose en ejércitos de distintas naciones. En 1810, en plena Guerra de la Independencia, se enroló cómo voluntario, aunque sin sueldo, en el ejército español, llegando dos años después a ostentar el rango de Teniente Coronel del famoso regimiento Ultonia.

Durante el crudo asedio de Tarragona de 1811 fue destinado a la guarnición del fuerte del Olivo y, seguidamente, a la defensa de la obra avanzada, situada cerca del Francolí, hasta que ésta fue reducida a escombros.

artur 2

Expediente de Arthur Goodall Wavell (Archivo Militar Segovia)

 Indiscutiblemente, la más tenaz resistencia que se hizo durante la defensa de Tarragona fue la que dirigió el aguerrido brigadier Pedro Sarsfield en la parte baja de la ciudad. Cuando la artillería francesa había logrado desmontar sistemáticamente todos los cañones de los defensores a la vez que reducía a escombros los baluartes, Sarsfield exhortaba a sus hombres a seguir resistiendo heroicamente con los fusiles y granadas de mano que les quedaban. De este modo hizo todo lo posible para frenar el avance del enemigo. Sarsfield relató en un informe sobre Arthur Goodall-Wavell que:

 “Asistió voluntariamente y en clase de mi ayudante de campo en la salida que se efectuó la noche del diez y seis de junio con objeto de deshacer los trabajos del enemigo, siendo de los primeros en asaltar la trinchera, sorprendiendo a los que la ocupaban y cumpliendo completamente el objeto que tenía a su cargo.”

artur 3

Informe de Sarsfield

 De hecho, Goodall-Wavell participó en todas las “salidas” que se llevaron a cabo contra obras enemigas a lo largo de mayo y junio de aquel año, algo que resulta especialmente singular considerando que ya había perdido la movilidad en su brazo derecho, herido de bala meses antes en la batalla de Barrosa.

artur 4

Después del asedio, Goodall-Wavell se desplazó a Aragón, siguiendo bajo las órdenes de Sarsfield, con quien participó en febrero de 1813 en un combate en los alrededores de la zaragozana villa de Ateca. Al percatarse que delante de las fuerzas españolas se estaba formando un cuerpo de infantería francesa, Sarsfield envió a Goodall-Wavell cómo portador de la orden “que se cargase un cuerpo de lanceros alemanes” sobre dichas tropas enemigas. No obstante tener un brazo imposibilitado, después de la comunicación al comandante de dicha orden, Goodall-Wavell “se puso a la cabeza del escuadrón y junto con su comandante cargó bizarramente contra el enemigo proporcionando por este medio y su ejemplo un día de gloria a las armas del Rey”.

 Como consecuencia de esta acción del Brigadier Sarsfield, la división enemiga del general Severoli, que antes de la batalla de Ateca ocupaba la ciudad de Calatayud, se vio forzada a abandonar dicha ciudad, hecho que contribuyó de modo significativo a la causa patriótica.

 Cinco años más tarde Arthur Goodall-Wavell fue condecorado simultáneamente por dos naciones. En Inglaterra con “La Cruz de La Orden de Carlos III” y en España con “La Real Orden militar de San Fernando. Primera clase”. Recibió estas condecoraciones por la distinguida intrepidez mostrada en la salida de la noche del 16 de junio 1811 en Tarragona.

artur 5

London Gazette 15 december 1818

 Sin embargo, él no dedicó su vida exclusivamente a las acciones bélicas. Finalizada la Guerra, aceptó un cargo en el ejército de México como brigadier general, un trabajo que le permitió entablar amistad con un norteamericano llamado Moses Austin y con su hijo Stephen S. Austin. Comenzó a sentir interés por un plan que los Austin tenían para colonizar territorios cerca de Rio grande.

 Con la muerte de Moses Austin, Goodall-Wavell ayudó a su hijo Stephen a transferir los derechos de la Moses Austin Company a su nombre. Acordaron compartir los beneficios que esperaban obtener de las futuras colonias en aquel territorio. Años más tarde, Goodall-Wavell afirmó audazmente que, si no hubiese sido por su apoyo pecuniario y legal a las ambiciones de Stephen S. Austin, la mismísima fundación de Texas no hubiese tenido lugar. En resumen, sin su influencia en aquel tiempo, el Estado, cuya capital actualmente mantiene el nombre de la familia Austin, no formaría parte de los actuales EEUU.

artur 6

General Archibald Wavell (Nieto de Arthur)

Por si esto no fuera suficiente, la influencia de este hombre extraordinario perduró aun después de su muerte. Uno de sus numerosos nietos, quizás inspirado por las hazañas de su abuelo, siguió la tradición militar y llegó él mismo a comandar ejércitos enteros. Su nieto, Sir Archibald Wavell, mariscal de campo del ejército británico, derrotó, con tan solo 30.000 hombres, a 250.000 italianos que pretendían invadir Egipto durante la segunda guerra mundial, en diciembre de 1940.

artur 7

Rendición italiana Egypto 1940

Arthur Goodall-Wavell tuvo diez hijos. Murió en Londres el 10 de julio de 1860.

Adam Quigley

EL ARMAMENTO DE LAS MILÍCIAS URBANAS DE TARRAGONA DE 1810

1ªParte

brown bess

Después de unos meses de escasedad armamentista los componentes de la recientemente creada Milicia de Tarragona, recibieron los mosquetes que tanto necesitaban. Su origen fue diverso, pero hay que pensar que muchos de ellos eran de origen español, con su característica llave de “Miquelete”. No dudamos al pensar que otros muchos de ellos fueron entregados por los ingleses, por la causa, y muchos otros fueron capturados a las tropas francesas.

De todos ellos los únicos con que podemos recrear nuestras Milicias son el modelo francés y el modelo inglés, ya que el español no está reproducido en la actualidad por ningún fabricante.

La Milicia Urbana de Tarragona dispondrá de las reproducciones de los dos modelos que en la actualidad se reproducen: el modelo Charleville, francés, y el modelo Brown Bess, inglés. Ambos modelos son fabricados por la firma Davide Pedersoli de Milán.

En este primer artículo conoceremos un poco más el modelo inglés Brown Bess. El especialista y estudioso del modelo inglés, Marcelo San Martín, así nos lo describe:

 “Cualquiera que guste de las armas de chispa en general, habrá disparado o al menos visto disparar a este viejo y querido mosquete. Conozcamos entonces un poco su historia, su evolución, y los distintos modelos de un arma que durante el siglo XVIII y parte del XIX estuvo presente en la mayoría de los frentes de batalla de todo el mundo.

NACIMIENTO DEL BROWN BESS

Al termino de la Guerra de Sucesión española (1713), casi todas las naciones europeas comprendieron que el sistema utilizado hasta ese momento de permitir que cada comandante de regimiento se buscara las armas en donde y como le parecía, no podía continuar, ya que provocaba gran disparidad de calidad, modelos y calibres, que hacían complicadísimo el abastecimiento de munición.

Para solucionar este inconveniente, en 1715 Inglaterra adopta el “Sistema de fabricación de Ordenanza” (*), concebido de la siguiente manera.

La “Junta de Ordenanza” (**), ente gubernamental creado para abastecer de armas y materiales a las tropas de Su Majestad, pedía a los distintos fabricantes privados, situados mayormente en la región de Birmingham, lotes con las distintas partes que necesitaban para las armas: cañones, llaves, baquetas, etc., construidas bajo la supervisión de encargados de la Junta, según sus propias normas.

Una vez terminadas, se controlaban todas las piezas en cuanto a calidad y forma, mientras que los cañones eran sometidos a una dura prueba de resistencia, disparando una sobrecarga de pólvora. Superado el control, las piezas se almacenaban en la Torre de Londres o en el castillo de Dublín.

Cuando se necesitaban armas, la Junta de Ordenanza disponía de estas reservas, que eran entregadas a los distintos artesanos para que se ensamblaran. Una vez ensambladas las armas, se enviaban nuevamente al Arsenal de la Torre, donde se realizaba una comprobación final y se almacenaban en espera de ser distribuidas a las tropas. La esperanza de vida útil de estas armas una vez en servicio era de 12 años.

Con anterioridad a la creación del “Sistema de Fabricación de Ordenanza”, el Gobierno encargaba directamente a los armeros el arma completa y terminada, lo que originaba demoras en las entregas y escasez de armas, obligando al Gobierno a importar mosquetes, a veces de inferior calidad y a precios sobreelevados.

Con el Sistema de fabricación de Ordenanza, se lograron 3 objetivos:

1) El Gobierno, al disponer de estas reservas de partes, no se vio obligado a pagar precios exorbitantes a los armeros por pedidos de urgencia (como el del levantamiento Jacobita de 1745), ni a importar más armas del extranjero.

2) A partir de entonces fue posible el intercambio de piezas, bronces, culata, etc, entre distintas armas, facilitando enormemente el trabajo de reparación.

 3) Se terminó con la costumbre de muchos Coroneles de Regimiento, de suministrar armamento y equipo de inferior calidad a sus hombres, embolsándose parte del subsidio concedido por el Gobierno.

Nace así una familia de mosquetes que armaría a los ejércitos británicos hasta la década de 1830. Con distintas variantes y modificaciones, se reconocen 3 modelos principales: “Long Land Pattern”, “Short Land Pattern”, e “India Pattern”, y los modelos secundarios “Sea Service”, “Marine o Militia” y “New Land Service”.

Estas armas son básicamente las mismas utilizadas en las campañas de Marlborough de principios del siglo XVIII, con la ventaja de haberse estandarizado la fabricación de las piezas, unificado calibres, mejorado algunos aspectos técnicos y abaratado los costos de producción.

Escritos de la época denominan a estas armas como “King´s Arms” (“Armas del Rey”, ya que las suministraban la Armería Real). El término “Brown Bess” con que comúnmente se las designa, es posterior. No aparece en textos sino hasta el año 1785.El origen de este apodo tiene distintas teorías, pero su significado real se desconoce.

EL SHORT LAND PATTERN MUSKET

Muchas autoridades del Reino Unido reconocían que el largo del Long Land Pattern era excesivo e innecesario. Pruebas de tiro habían llevado a la conclusión de que acortando el cañón, no se perdería potencia, ganando en peso y movilidad.

Había antecedentes del uso de armas más cortas; los Dragones habían usado un modelo acortado de 42” por años, y la Milicia y los Marines habían sido armados con modelos similares antes de 1760.

El Regimiento 42 Royal Highland había cortado el largo de cañón de sus mosquetes de 46” a 42” en 1754, mientras servían en América del Norte durante la Guerra Franco India, y junto a ellos, la recién creada infantería ligera, utilizaba carabinas o fusiles de 42” en calibre .69”.

brown bess land pattern

Brown Bess Short Land Pattern

El 11 de Junio de 1768, la Junta de Ordenanza decide la adopción de un nuevo modelo de mosquete para el ejército de tierra, menos ornamental, y con un cañón de 42”. Generalmente conocido como Segundo Modelo de Brown Bess, el nombre contemporáneo fue el de “Short Land Service Musket New Model” o Mosquete Corto de Servicio para el Ejército de Tierra Nuevo Modelo. Este modelo es el que fabrica actualmente Pedersoli.

Sus características según Pedersoli son:

caracteristicas

La producción masiva comenzó en 1768, y para comienzos del año siguiente, el Gobierno ya estaba recibiendo los primeros ejemplares. Los modelos fabricados en Irlanda difieren en el marcaje de la llave; en lugar de “Tower” se lee “Dublin Castle” (Castillo de Dublín).

La Junta prohibió la entrega de estos nuevos mosquetes a las tropas, mientras no se agotaran las reservas del viejo Long Land Pattern.

llave

Llave del modelo expuesto arriba

No se sabe con exactitud cuándo comenzó su distribución, pero los Fraser`s Highlanders fueron equipados con este nuevo modelo en 1775, y fué el arma utilizada por excelencia por las tropas británicas durante toda la Guerra Peninsular como llamaban los ingleses a la Guerra de la Independencia  Española y la Guerra de la Independencia Americana.”

La Miniatura de Joaquim Fàbregas Caputo

TENIENTE DE LAS MILICIAS URBANAS DE TARRAGONA (1810-1811)

miniatura

Gracias a esta extraordinaria miniatura realizada por el notable artista Sr. Alarma, que floreció en Tarragona en el primer tercio del siglo XIX, nos ha sido posible realizar la restitución de los uniformes de los integrantes de la Milicia Urbana de Tarragona. Desgraciadamente perdida o no localizada en estos momentos, tenemos constancia de ella gracias al dibujo que aparece en la obra “Historia del sitio, Defensa, Asalto y Evacuación de Tarragona en la Guerra de la Independencia” de Adolfo Alegret.

Esta obra, escrita en 1911 en conmemoración de primer centenario del Sitio de Tarragona de 1811, nos describe con magnífica exactitud y escrupulosos detalles cada uno de los  acontecimientos que sufrió Tarragona en aquellos días. Por todo ello fue premiada con el Primer Premio del Certamen que se celebró en Tarragona el 29 de junio de 1911, siendo aún hoy en dia obra de referencia para los estudiosos del tema.

 A falta del original hemos experimentado mediante técnicas de diseño con Photoshop, como podría ser, a color, esta desaparecida miniatura. Y hoy os mostramos el resultado.

miniatura2

Que la disfrutéis.

Los Botones de las Milicias Urbanas de Tarragona (2ªParte)

boton 1

 

Botón de 14 mm.

boton 2

Botón de 20 mm.

Por fin podemos disfrutar de los recientemente entregados botones de los uniformes de las Milicias Urbanas de Tarragona.

No tenemos palabras para describirlos. Hermosos, elegantes, bien acabados, realizados con gusto y con la máxima fidelidad  que ha sido posible a partir de la escasa información existente hasta el momento. Un trabajo excepcional de nuestro buen amigo Francesc, que como siempre ha dado la talla cuando le hemos pedido reproducir piezas únicas y de gran valor.

boton 3

Realizados en dos tamaños, 14 y 20 mm, han estado realizados en latón sin pulir, dejándoles que cojan aquel tono envejecido por el aire y la humedad que tanto sabemos apreciar los que trabajos desde hace muchos años en la recuperación de patrimonio.

boton 4

Se han realizado 400 unidades de cada uno de los dos tamaños en latón natural sin pulir y 200 que han estado dorados y que serán utilizados por los tres oficiales del grupo. Quedaran aún así una vez colocados en los uniformes de los 12 miembros del grupo, un remanente que podrá ser adquirido por coleccionistas y aficionados del tema, a un precio muy asequible.

 

Felicidades

 

 

Primeros ensayos de las Milicias Urbanas

ensayo 1

Ya hemos empezado, ahora ya nadie nos para. Desde hace un poco más de un mes hemos empezado los ensayos de la instrucción de la Guardia de Honor de las Milicias Urbanas de Tarragona. No somos muchos, doce en total de momento pero suficientes para poner en marcha este gran proyecto. Sinceramente es todo una experiencia de amistad y compañerismo que se acrecenta semana tras semana.

ensayo 2

El primer ensayo lo realizamos en el Parque del Francolí, cerca del rio, y con unos grandes fusiles de madera, pero no terminamos de entender qué pie era el derecho y cuál era el izquierdo. Fue una mañana llena de experiencias y como no, con anécdotas para recordar.

Experiencias como la que nos rodearon dos coches patrulla de la Guardia Urbana por haberles dado la alerta vecinal de que habían visto un grupo armado terrorista listo para atacar. Ya nos vimos en el “talego” y sin tabaco. Afortunadamente todo acabo como una anécdota y con una gran sonrisa por parte de todos.

A partir de ese momento y para no crear más alarma vecinal pedimos autorización a la Autoridad Portuaria de Tarragona para ensayar en el parquin al aire libre, de su edificio principal.

Así que si nos queréis venir a ver, cada sábado de 8,00 h a 10,00 h. nos podéis venir a animar.

ensayo 3

ensayo 4

La Guerra del Francés en la Conca de Barberà (1808-1814)

El Centro de Estudios de la Conca de Barberà, el Museo Archivo de Montblanc y Comarca y el Consejo Comarcal de la Conca de Barberà, presentaron el pasado 27 de noviembre de 2010, el libro La Guerra del Francés en la Conca de Barberà ( 1808-1814) a cargo del profesor del Departamento de Historia Moderna de la Universidad de Barcelona, ​​Dr.. Ángel Casals Martínez.

Este volumen reúne los textos de cinco conferencias que en el año 2009 se impartieron en diversas poblaciones de la Conca de Barberà con motivo del bicentenario de la Guerra de la Independencia (1808-1814).

conca

Los autores de los trabajos, todos ellos historiadores, profundizan en múltiples temáticas del conflicto, por un lado las consecuencias económicas (presión fiscal a través del catastro y recaudaciones extraordinarias), los abastecimientos a los dos ejércitos (alimentación para la tropa, como por el pan y el vino, por ejemplo) y los animales de la caballería (paja y cebada), leña y ropa para los hospitales militares. Sigue el impacto demográfico con las migraciones de la población civil, la crisis de mortalidad (epidemias de 1809 y hambre de 1812), para continuar con los acontecimientos bélicos en especial la batalla del Puente de Goi (25 de febrero de 1809) y la ocupación militar de los conventos de la Virgen de la Sierra y la Mercedes en Montblanc, por parte de los franceses. Tampoco se olvida la incidencia negativa sobre los archivos municipales y parroquiales de la comarca.

El libro recoge los siguientes trabajos:

– Josep M. Torras i Ribé: La Guerra del Francés vista desde el territorio (Prólogo)

– Josep M. T. Grado y Pujol: El impacto de la Guerra del Francés en la Conca de Barberà (1808-1814)

– Manuel Güell y JUNKERT: Los desastre de la guerra en el Camp de Tarragona y la Conca de Barberà. Montblanc, Barberá y Solivella

– Francisco Murillo y Galimany: La Batalla de Valls (Puente de Goi, 25 de febrero de 1809)

– Josep M. Puerta y Balanya: La destrucción de los archivos durante la Guerra del Francés en la Conca de Barberà

– Gabriel Serra y Cendrós: La Guerra del Francés en Montblanc. Datos para su estudio

– ADDENDA a cargo de Josep M.T. Grado y Pujol: Agustina de Aragón habría podido ser montblanquina
En las últimas páginas de la obra se pueden observar diferentes planos del ejército sobre el despliegue militar en los alrededores de Montblanc:
1. Montblanc: operaciones bélicas (1810)

2. Croquis de Montblanc y suspensión contornos (1810)

3. Plano de la villa de Montblanc con las indicaciones de la disposición de la   tropa (1810)

4. Reconocimiento de la Guardia y suspensión contornos (1810)

5. Reconocimiento de Montblanc a Prades (¿1810?)

6. Reconocimiento de Montblanc, Montblanc, Vilaverd, Lille y Prenafeta (¿1810?)

Además de la Conca de Barberá, se aportan gran número de referencias documentales inéditas sobre la Guerra en el Camp de Tarragona y Montañas de Prades.

Un libro básico para conocer el hecho bélico en la Conca de Barberà

Alfredo Redondo

Los Botones de las Milicias Urbanas de Tarragona

Botó

Aunque no hemos podido encontrar ningún botón de las Milicias de Tarragona en perfecto estado, la investigación a partir de los restos de uno de los botones, ha hecho posible poder reproducir con la máxima fidelidad que el información que tenemos en estos momentos nos ha permitido.

Nuestro amigo y miembro de la Junta de Proyecto Tarragona 1800 y uno de los primeros en formó parte del Grupo de Recreación de las Milicias Urbanas de Tarragona, Josep Companys, ha podido reproducir cómo eran estos botones. Con su habitual escrupulosidad y excesivo cielo en verso la fidelidad y veracidad histórica, teniendo en cuenta que es uno de los más importantes coleccionistas de botones militares de nuestro país, ha diseñado estos dos dibujos de cómo eran los botones que llevaron nuestros milicianos hace más de 200 años.

Los Botones son de dos tamaños y son de latón, tal y como nos dice el reglamento de las Milicias Urbanas de Tarragona. En estos momentos están siendo reproducidos por un artesano de nuestras comarcas especializado en la reproducción de medallas, monedas y botones de época que trabaja por los más importantes museos del país.

Botó 14

Botón de 14 mm

Botó 20

Botón de 14 mm